Visitantes...

miércoles, 10 de agosto de 2011


Es cierto, lo admito. No es que sea desagradecida, simplemente no me acepto. No me gusto, no me agrado. Es algo con mi cuerpo que nunca podré superar. Y esto me está haciendo tan mal. No puedo ni pasar en frente de ti sin quedarme tranquila de mi misma. Es lo que siento, no me quiero. Me desagrada mi cuerpo…

No hay comentarios:

Publicar un comentario