Visitantes...

domingo, 6 de mayo de 2012

Realmente?

 Esa dulce sensación ha regresado. Ese alivio sensato y ternura constante que ya había olvidado. Al ver todo del mismo color no puedo sentir más que alegría constantemente, no importa cual sea mi situación. Pero es solo el comienzo, puedo notarlo. Todavía no llega a captar mi atención completamente. Aún no ha concluido, hay algo que me lo impide, me obliga a no ilusionarme, a no encantarme. Es el miedo, miedo que tengo a desilusionarme terriblemente. Miedo a caer en otra obsesión que tome mi mente por completo. Ese miedo a enamorarme, a sentir algo por quien no lo merece…
  Y aquí estoy, repitiéndome una y otra que valdrá la pena. No importa lo que suceda, todo tiene un  porqué y tengo fe de que sea lo que sea es por mi bien. Obligándome a no creer en mis propias supersticiones y pensamientos sin sentido. Trato y con todas mis fuerzas de seguir adelante, y en mi interior gritando a todo pulmón ayuda en cada momento del día. Pienso que esto puede llegar a ser la solución, mi nueva y sana distracción. Es parte de lo que soy, y de en lo que íntimamente siempre me destaqué. Quiero vivir feliz por lo que tengo, lo que deseo y lo que soy. Soy conciente de que me costará lograrlo…

 Lograste llamar mi atención desde el primer día en que te vi. Ahora comienza a tornarse real, puedo sentirlo en verdad. No tengo respuesta a lo que siento por ti aún, no me quiero desalentar…

1 comentario:

  1. Hola! hace tiempo que no te comento, pero me gusta pasar por acá, me gusta el aire que se respira...

    te dejo un beso y que todo te vaya muy bien!

    ResponderEliminar