Visitantes...

martes, 6 de diciembre de 2011


 No lo sé. Sentía una felicidad infinita rodeándome por todos lados. Algo que cambiaba mis pensamientos tornándolos positivos, un alivio. Pero tarde o temprano vuelve a suceder, nuevas dudas acerca de ti vuelven a aparecer. Que es eso? Todo absolutamente resuelto, pero luego de unos segundos me dices algo que no me convence. Que me da la impresión como si fueras alguien que no puede caerse. Siempre tiene que estar bien, quedar bien… Pero por qué? Solo la verdad es lo que me enamora, no versos ni chamuyos a toda hora. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario