Visitantes...

miércoles, 19 de octubre de 2011

Reflcexión

 Siempre pensé que no sería lo mismo, que pase lo que pase de algún modo seguiría esperándolo. Tal vez para cuando esto termine o quizás en el momento. Siempre con esa idea en la cabeza de que en algún momento se dará cuenta y podrá verme como yo solía hacerlo. Pero no fue así, y ya no espero nada. Tal vez esa tentación que se apoderaba de mi fracasó del todo, mis expectativas ya no son las mismas. Ahora todo es distinto, me miro y me doy cuenta que ya no es lo mismo, que soy algo incorregible, difícil de satisfacer. Entonces automáticamente me enfoco en otro más, sin concentrarme en lo que de veras ‘es mío’, sin siquiera tenerlo en cuenta. Pero vuelvo a fracasar, entonces me siento una infeliz, recordando todos mis defectos y mis problemas. Abro de nuevo los ojos, veo todo borroso, cuando acabara? Esto no tiene final? Es tan injusto, tan innecesario. En que se basará mi vida entonces? Cual es mi futuro? Me siento tan… pienso que ya lo saben. No tengo remedio alguno, y los días pasan y me doy cuenta que mi infelicidad es como un sentimiento mas, algo difícil de controlar. Algo incorporado, que de apoco fui fomentando. Y esto a causa de que? La desconfianza que me tienen, y sobre todo mi falta de libertad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario